Ruido en el Sistema

18 de Diciembre de 2015

Blackberry da la nota con un reporte trimestral excepcionalmente bueno; la sorpresa positiva dispara la cotización

3197 Visitas

La firma canadiense Blackberry ha cerrado el año con broche de oro, demostrando que su estrategia de migrar del hardware al software es una política acertada, y aunque todavía no logra alcanzar la rentabilidad, ya pueden darse el lujo de reportar suficientes ingresos recurrentes como para dormir tranquilos (cuando menos por ahora).

Justo cuando el mercado esperaba lo peor del Blackberry la empresa canadiense ha dejado a todos boquiabiertos, al reportar que por primera vez en más de dos años sus ventas superaron a las del trimestre previo. En total, su facturación contabilizó 548 millones de dólares, lo cual implica una contracción del 31% en la recaudación en comparación con el mismo trimestre del año pasado, y sin embargo, se ubica muy por encima de las expectativas de Wall Street. Y aunque la firma declaró una pérdida ligeramente superior a la estimada por los analistas -89 millones de dólares según su balance-, esta fue unos 60 millones de dólares menor a la pérdida del cuarto trimestre del 2014. Los inversores interpretaron estas cifras de manera sumamente positiva y el resultado fue una ganancia del 10,38% en la cotización de Blackberry al cierre de la jornada.

La división de hardware, que vendió 213 millones de dólares, sufrió un pequeño traspié al reconocer que apenas si logró comercializar 700.000 smartphones -100.000 unidades menos que el trimestre pasado-, no obstante, consiguió compensar esta situación al incrementar el precio promedio de venta de los dispositivos desde los 240 hasta los 315 dólares. Esto fue posible gracias al lanzamiento del Priv, el primer teléfono móvil de la marca que utiliza el sistema operativo Android. Cuando este terminal salió al mercado se creyó que era un intento desesperado de Blackberry para evitar la extinción en la industria de smartphones, donde ahora mismo cuenta con menos de un 1% de penetración, no solo por la escasa innovación que ofrecen sus equipos, sino también por su incapacidad para atraer desarrolladores de aplicaciones para su sistema operativo, BB10. Por ello resultaba lógica la alianza con Android, que tiene un catálogo de alrededor de 1,6 millones de aplicaciones, unas tres veces más que Blackberry 10.

Las ventas de Blackberry superan las estimaciones del mercado.

Las ventas de Blackberry superan las estimaciones del mercado.

Pero en los últimos días ha surgido una interpretación bastante más maquiavélica de la estrategia de Blackberry en materia de smartphones, y es que los analistas consideran que la empresa solo intenta mantener con vida a esta línea hasta tanto su división de software consiga despegar, y que la alianza con Android solo busca hacer que su negocio de dispositivos sea más atractivo a un eventual comprador, que será buscado con insistencia cuando el software sea lo suficientemente rentable. El director ejecutivo de Blackberry, John Chen, ha alimentado estos rumores al señalar que aún conserva la intención de abandonar el negocio de smartphones si no es financieramente sustentable, si bien aclaró que se refiere solo al hardware, pues pretende seguir vendiendo software a otros fabricantes de equipos.

Y ya que el software es la clave de las operaciones repasemos los números de esta división, que recaudó un montante de 162 millones de dólares, eclipsando por completo las proyecciones de los analistas que en el mejor de los casos apostaban por poco más de 100 millones. Esto significa que la compañía fue capaz de duplicar sus ingresos en esta unidad, y gracias a ello se le ha puesto a tiro la posibilidad de recaudar 500 millones de dólares en esta división este año contable -el año contable de Blackberry cierra en Febrero-, objetivo que ha sido mencionado con insistencia por parte de la directiva. Aunque lo mejor de todo es que la facturación del negocio de software consta en un 70% de ingresos recurrentes, y por tanto ya se puede contar con que buena parte de estos fondos vuelvan a ingresar al balance en los próximos periodos. La firma está teniendo un éxito notable en la comercialización de licencias, apartado en el cual vendió un total de 53 millones de dólares. De acuerdo con la firma de análisis RBC Capital, Blackberry incrementó en un 43% las ventas de licencias de software, y eso sin incluir el aporte de adquisiciones como Good Technology -proveedor de software para equipos móviles- y AtHoc –fabricante de software para gestión de crisis-, que recién se incorporan a la estructura de la empresa.

Otra razón para ser optimista con Blackberry es que la facturación por concepto de servicios estuvo casi en línea con las estimaciones del mercado, al alcanzar los 173 millones de dólares. Esta cifra es bastante auspiciosa en vista de la posibilidad de que la compañía decida enfocarse exclusivamente en el software y los servicios, abandonando completamente el hardware. Y aun nos resta mencionar la guinda del pastel, ya que la directiva ha revisado al alza sus estimaciones de ventas para el próximo periodo, en base a la probabilidad de que el negocio de hardware cierre el trimestre en punto muerto. Los buenos tiempos parecen asomarse en el horizonte.

 
Categorías: BlackBerry | Q4-15