Ruido en el Sistema

04 de Febrero de 2016

Alibaba deja un reporte sobresaliente, pero los inversores aún temen a las firmas chinas

1986 Visitas

El reporte trimestral de Alibaba pasó por debajo de la mesa cuando fue presentado hace una semana. Sin embargo los números y las tendencias no mienten, la firma se muestra más fuerte que nunca en su mercado doméstico.

Hace una semana el mercado conoció el reporte trimestral de Alibaba, el gigante del comercio electrónico en China. Los números de la compañía incluyen un alza del 32% en la facturación, para un total de 5.300 millones de dólares recaudados, y además duplicó sus beneficios -al igual que lo hizo en el segundo trimestre del 2015-, hasta alcanzar los 1.900 millones de dólares en ganancias -si bien esta cifra está compuesta en su mayoría de beneficios extraordinarios. Sin embargo sus acciones no han respondido positivamente al reporte, con lo cual no ha sido hasta hoy que el activo ha mostrado un incremento cercano al 3%.

El respaldo tardío de los inversores a la compañía tiene mucho que ver con el temor que existe en Wall Street ante una eventual ralentización de la economía china. Desde principios del año los reportajes económicos no hacen más que referir los sobresaltos que vive el país asiático, e incluso la bolsa de valores china ha sufrido tales arrebatos que en la mente de todos permanece presente el fantasma del “lunes negro” del 2015. Por esta razón son pocos los inversores que haciendo gala de valentía deciden aventurarse con los activos chinos, aun y cuando se trate de una empresa que controla un 80% de la industria de comercio electrónico en dicha nación, como es el caso de Alibaba.

Para solventar las dudas del mercado la directiva de Alibaba ha hecho hincapié en demostrar que los patrones de consumo no se han visto afectados por las tendencias generales de la economía asiática, condición a la que ya hacíamos referencia el trimestre pasado. Esta afirmación es respaldada por los números que indican que la plataforma de la firma atendió a 407 millones de compradores el último trimestre del año pasado –un incremento del 22%-, y además el total de abonados que se conecta desde dispositivos móviles creció un 48%, contabilizando 393 millones de usuarios activos mensuales. Este último detalle sustenta el aumento del 300% que mostró la facturación en el apartado móvil.

Alibaba duplicó sus beneficios hasta alcanzar los 1.900 millones de dólares.

Alibaba duplicó sus beneficios hasta alcanzar los 1.900 millones de dólares.

Adicionalmente, Alibaba tiene en marcha un plan para asegurarse de capitalizar el crecimiento de la clase media en China, el cual implica trascender su presencia en las grandes ciudades y pasar a atender hasta 12.000 pueblos. En muchos de estos pequeños poblados la penetración del internet es realmente marginal, y por ello la empresa ha comenzado a instalar ordenadores con internet gratis, al tiempo que ofrece programas de formación para quienes desean vender o comprar algo en su servicio. Esta por supuesto es una apuesta a largo plazo, aunque no sería de extrañarse que empecemos a escuchar sobre ella con bastante frecuencia.

Otra iniciativa de la compañía ha sido la venta de su participación en Meituan-Dianping (versión china de Groupon) -por unos 900 millones de dólares-, con la finalidad de darle más respaldo a Koubei, negocio que ofrece los mismos servicios que el primero, pero es propiedad exclusiva de Alibaba. La idea de la firma es potenciar esta plataforma en particular para convertirla en la punta de lanza de su oferta online-to-offline, que es básicamente la integración de las ordenes vía web para solicitar entregas a domicilio o contratar servicios domésticos. En este segmento Alibaba compite con el resto de los titanes del internet en China, Tencent y Baidu.

Alibaba también cuenta con otro emprendimiento muy lucrativo, los servicios en la nube, división que elevó su recaudación un 126% en el último periodo del 2015, y de la cual se espera que se convierta en la primera opción para los clientes corporativos y gubernamentales que necesiten de soluciones cloud en su país.

Al agregar todos estos elementos encontramos que Alibaba posee muy buenas perspectivas, a pesar de lo complicado que luce el panorama económico en China. En la firma de análisis Nomura han opinado al respecto, señalando que las proyecciones apuntan a un incremento del 33% compuesto en el mercado de e-commerce chino para el próximo año. En Boston Consulting han complementado esta proyección mencionando que el aumento del segmento demográfico de menos de 35 años con alto poder adquisitivo, sumado a una mayor penetración de internet, hará que el mercado de consumidores chino dé un salto del 54% para el año 2020. En función de estos datos Alibaba aparece entre las compañías mejor posicionadas para aprovechar lo que se viene.

 
Categorías: Alibaba | Q4-15